Discurso en ocasión de la Victoria Final de los Jefes Secretos

Hermanos,

Antes que nada, quiero agradecer a los distinguidos caballeros aquí reunidos por haber tenido la atención de honrarnos con su Presencia en esta Gloriosísima Ocasión. Los excelentísimos Señores Ocultos, los Jefes Secretos, los Altos Antiguos, Grandes Maestros Rosacruces, Caballeros y Magos de Oriente, Ancianos Azules, Blancos, Rojos y de los Tonos Secretos, todos ustedes los que juegan un papel determinante (pero escondido) en los destinos de los individuos y los pueblos del mundo.

Siento un gran orgullo al poder estar aquí con Ustedes para celebrar, por fin, su victoria definitiva.

No fue fácil. Muchos de Ustedes, oh Altos y Exaltados, por largo tiempo argumentaron en contra de la implementación del Proyecto Nomos. Todos recordamos aquellas discusiones, francamente desgastantes y burocráticas, que sostuve con varios de los Maestros Ocultos.

Pero henos aquí, cuarenta años después casi a la fecha, triunfantes contra el destino, vencedores del Caos.

Estamos por cosechar los frutos de una difícil y larga y sagrada y escondida Labor, pero yo creo fervientemente que en su implementación está la clave para completar la Gran Misión.

Caos. Crisis. Revolución. Todo esto se interpone en el camino del Plan Maestro, todo esto representa un reto a nuestro Sagrado y Oculto Poder. Durante milenios se confió ciegamente en la sabiduría de los Altos Antiguos para solventar cualquier crisis, pero en los últimos siglos una serie de traspiés (rápidamente resueltos y reapropiados en nuestro beneficio, por supuesto) pusieron en entredicho la capacidad de los Jefes Secretos para prevenir y precaverse contra todas las posibilidades. La Revolución Industrial representó un future shock para la planeación histórica mundial, hasta entonces una tarea mucho más pausada y sustentada en largas discusiones, que se quedaron atrás, una y otra vez, del ahora veloz ritmo de los eventos, lo que dio pie a que, como todos sabemos (aunque nos cueste admitirlo), pequeños lugares del planeta se nos salieron de las manos durante periodos muy cortos.

Todo esto lo señala el propio Alto Maestro del Sur, en un informe leído ante el Consejo Secreto en 1851. Lo reiteran los informes de 1924, 1936, 1968, 1994, 2011 y 2017. En efecto, fue en esos últimos tres informes en los que se recomendó formalmente que se destinara una mayor cantidad de dinero a las investigaciones sobre las posibles aplicaciones tecnológicas de las implicaciones más Trascendentales de la teoría y de la física cuántica. En efecto, los programas de investigación y desarrollo de computación cuántica fueron la vanguardia del esfuerzo por domesticar la misma esencia de la realidad.

Tuvimos que vencer mucho conservadurismo al interior de la propia Orden, pero por fin llegamos al final de este camino con una máquina lista para llevar la belleza del Gran Diseño a la realidad material, de una vez y para siempre.

Probabilidad. Escenarios. Mundos. Estas son las Nuevas Palabras para la Nueva Era. Con estos instrumentos fue con los que trazamos el Nuevo Futuro, el Único Futuro, el Futuro que Nosotros diseñamos.

Y es que cuando Nosotros diseñamos Futuros, podemos equivocarnos. Podemos pasar algo por alto, podemos olvidar algún detalle. Aparecen los Problemas, los desvíos del Camino. Empiezan a pasar cosas no Conocidas, no Aprendidas ni Enseñadas.

Pasó varias veces, algunas muy largas y algunas muy breves, pero todas Escritas en Nuestra Memoria porque son Símbolos del Caos en el texto de la Historia, emiten Rebeldía desde su evidencia, en su memoria ponen malos ejemplos, desvían a los pueblos del Plan.

Todos esos estallidos de Caos habían fracasado en su intento por tomar las riendas del Destino, pero se acercaron mucho. Quedaba claro que, inevitablemente, a lo largo de las Eras, los intentos de humanos capaces de acertar terminarían por al fin vencer los planes de los Altos Ancestros, que son (y este punto fue muy importante para la modernización de los ritos) al fin y al cabo unos simples mortales, capaces de cometer un error, simplemente porque se agotarían las posibilidades: por más improbable que sea que perdamos el Control, si pretendemos Dirigir, Obedecer, Ver y Callar indefinidamente, es imposible que no suceda ese escenario. La naturaleza imperecedera de nuestro Mandato significa que tarde o temprano llegaremos a la versión del Gran Ciclo en la que somos Vencidos, Expuestos y Derrocados.

A pesar de todo nuestro Conocimiento y Poder, parecía que la Probabilidad era un hecho al que no podíamos Dominar.

Por suerte se invirtió en la física cuántica justo a tiempo. Habría sido imposible solventar la última gran “Primavera de las Regiones” si no se hubiera activado el Dispositivo justo a tiempo para que la Comandanta del Ejército Justiciero de las Mujeres de Palestina, que era la favorita para dirigir el Frente Continental Revolucionario de Medio Oriente y África del Norte – Unión de Asambleas del Mediterráneo (y que era, además, una abierta partidaria de que el FCRMOAN – UAM se adhiriera a la Sexta Internacional), tuviera un infarto fulminante e inexplicable a mitad de un discurso público, el mismo día que el Primer Secretario de la Nueva Asociación Internacional de Trabajadores murió al caer por unas escaleras. El propio sitio de internet de la NAIT transmitió su muerte en vivo a todo el mundo (y todos sus seguidores).

El movimiento revolucionario internacional perdió a sus dos grandes figuras centrales en el mismo día, y la lucha de facciones (que ambos líderes habían logrado detener en sus respectivas regiones) de nuevo se apoderó de su vida política interna y pública, lo cual nos dio muchas entradas para infiltrarnos y volver a tomar el Control.

Muchos necios se preguntaron si la mismísima Providencia estaba en su contra. La realidad es que sí, efectivamente, los Altos Antiguos habían adquirido el verdadero Poder Sobre la Vida y la Muerte: mediante el Dispositivo, que utiliza la Tecnología Secreta de la Supercomputación Cuántica, escogimos exactamente la versión exacta de la realidad en la que la Revolución era derrotada de manera más contundente, todo a partir de dos eventos simultáneos muy improbables en sí, y que por lo tanto no suceden en “nuestra” realidad (por usar un término precuántico), pero que sin embargo son posibles y es posible que sucedan el mismo día, por lo que solo sería cuestión de detectar el universo paralelo en el que suceden y, así, enlazar todo nuestro universo con aquél en un punto de yuxtaposición temporal, con lo que básicamente fusionamos “nuestra” realidad con la “suya”, para “entrar” a “su” Futuro.

¡Así es como hemos podido solventar todas las crisis a las que nos hemos enfrentado desde entonces! Muchos de Ustedes ya lo sabían, los más jóvenes y recién Ascendidos no. Bienvenidos al Más Alto Grado. Dirigid, Ved, Obedeced y Callad. Y, ahora que la Segunda Versión del Dispositivo está lista, incluso podremos automatizar el Proceso T.T.T. para asegurar que siempre saltemos a “otra” realidad justo a tiempo, para que siempre sea en la que se realicen a la perfección nuestros Planes en todo momento.

Con esto termina la Gran Labor y comienza el verdadero periodo de Control y Orden, los Jefes Secretos no podrán, ni por accidente, perder su Poder en ningún escenario.

Yo sé que Nuestros Ancestros nos miran con infinito orgullo desde su Consejo Invisible, porque al fin realizamos, de una vez y para siempre, la Misión por la que hemos luchado desde tiempos inmemoriales.

Ah, porque también hemos entrado en la realidad en la que la Orden es, literalmente, tan antigua como el Hombre.

Y ahora, al fin de Nuestra Gloriosa Lucha, solo les pido una cosa: no le hagan caso a ningún instinto que los pretenda impulsar a desobedecerme o a cuestionar mis acciones. No les servirá de nada, eventualmente siempre las van a desechar, el Dispositivo se encargará de eso. El Plan ahora es mío. Pero no se preocupen: de aquí en adelante siempre estarán en la realidad en la que, de alguna manera, creerán que el Plan en realidad es suyo, aunque yo literalmente les acabo de decir que no lo es. Siempre estarán de acuerdo con lo que diga, incluso pensarán que estoy cediendo ante ustedes.

Es muy bello, en realidad. Creo que lo único responsable es usar este Poder para alimentar al Dispositivo, perfeccionar al Dispositivo y hacer que tenga más Poder. Mi primera instrucción inmediata a la Orden es que incremente la inversión en mantenimiento, investigación y expansión del Proyecto Nomos.

Estoy convencido de que es lo mejor para el Plan.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s